Teotihuacán tres nuevos hallazgos que quizá no sabías

Teotihuacán, el lugar donde los hombres se hacen dioses

Teotihuacán “el lugar donde los hombres se hacen dioses” aún guarda muchos secretos, ya que sólo el 5 por ciento de sus 23 kilómetros cuadrados ha sido explorado.



Primer Hallazgo


Después de una serie de investigaciones y excavaciones, arqueólogos pertenecientes al proyecto Tlalocan (financiado por el INAH) lograron acceder al “inframundo” de la zona arqueológica. En él habían descubierto un túnel de 150 metros, perteneciente a las entrañas del templo de la Serpiente Emplumada, en la Ciudadela. 

A lo largo del túnel se encontraron cerca de 70,000 objetos entre ofrendas, bastones de mando, piedras preciosas, semillas, esqueletos animales -que, se piensa, podrían pertenecer a jaguares- y extrañas esferas metálicas, cuyo significado es desconocido. 

Segundo Hallazgo

Desde la década de los años sesenta, el arqueólogo Ponciano Salazar comenzó a excavar al pie de la escalinata principal de la Pirámide de la Luna, el trabajo se retomó en 2014 y en 2015 se hallaron cinco grandes piedras verdes que, de acuerdo con sus características, se sabe que proceden de Puebla y Guerrero.

Esas rocas eran utilizadas en ofrendas olmecas; ellos hacían todo con piedras verdes. El color verde está asociado con la abundancia y la fertilidad, elementos importantes para los teotihuacanos, dedicados a la siembra”, explicó la arqueóloga Verónica Ortega, subdirectora Técnica de la zona arqueológica de Teotihuacán.


Hace unos días, se dio a conocer el hallazgo que, hasta el momento, consta de cinco piedras sedimentarias de más de 400 kilogramos y de 1.40 metros de largo por 50 centímetros de ancho.

Tercer Hallazgo

Justo en la Plaza de la Luna a escasos diez centímetros de profundidad han aparecido dos canales o conductos asociados al altar central de la Plaza de la Luna y cuya función no era de desagüe sino simbólica. Los dos conductos parten respectivamente de las escalinatas norte y sur del altar hacia esos puntos cardinales, alcanzan una longitud de 25 metros y hasta tres metros de profundidad. "La Ciudadela y las plazas de las pirámides del Sol y de la Luna tuvieron un simbolismo más allá de un programa arquitectónico o urbanístico.

 Redacción




SUSCRIBETE! gratis a nuestro Magazine!

COMENTA AQUÍ:

VER MÁS$type=carousel$sn=0$cols=4$va=0$count=12$sp=3000$src=random-posts$hide=page